Domingo. 26.05.2019 |
Domingo. 26.05.2019

La batalla por la nueva Champions se recrudece

Éxito Noticias, 14 de mayo 2019.- La intención de la UEFA, apoyada por los grandes clubes europeos, de cambiar el formato de la Champions a partir de 2024 para convertirla en una competición prácticamente cerrada ha desencadenado una batalla con la Asociación Europeas de Ligas Profesionales (AELP) que en la última semana se ha recrudecido. El plan pasa por una Superliga europea de 32 equipos dividida en cuatro grupos de ocho. Solo descenderían los últimos de cada grupo y los perdedores de una repesca entre los sextos y séptimos. Los ochos descendidos serían reemplazados por los cuatros semifinalistas de la Liga Europa y por cuatro campeones de liga ganadores de una fase previa de eliminatorias. La UEFA se reunió este martes en Nyon (Suiza) con los principales clubes impulsores del nuevo proyecto.

Con este diseño de la nueva competición, la UEFA y los clubes más poderosos, agrupados como los líderes de la ECA, pretenden elevar sus ingresos por la venta de los derechos de televisión de un torneo diseñado sobre el axioma formulado por los grandes: cuantas más veces al año se enfrenten entre ellos más dinero podrán ingresar. Esta visión es rechazada por las ligas, que ven peligrar sus competiciones si en ellas no se otorgan las plazas para disputar la nueva Champions y si cristaliza que, además, los partidos ocupen los fines de semana. Desde que se conocieron las intenciones de la UEFA y de la ECA, el enfrentamiento ha ido a más.

La distribución del dinero

Ceferin trató de erigirse como un presidente democrático que se comprometió a su llegada a someter a consulta entre todos los actores del fútbol las grandes decisiones. También se postuló como el defensor de los valores de la UEFA como organismo redistributivo entre federaciones y clubes del segundo y tercer vagón de la riqueza que genera el fútbol. Este semblante que trató de transmitir es muy cuestionado entre los principales representantes de las ligas europeas, entre los que se encuentra Javier Tebas, presidente de LaLiga. Éste mantuvo en la reunión otro enfrentamiento con Luis Rubiales, presidente de la Federación española y miembro del Comité Ejecutivo de la UEFA. Rubiales acusó a Tebas de haber pagado dinero en negro y de haber cobrado comisiones. Ceferin, en su discurso, también pareció apuntar directamente al presidente de la patronal española al señalar que estaba dispuesto al diálogo con los que realmente están interesados en el bien general y no solo con los que defienden intereses personales.

El sentir general de la Asociación de Ligas es que Ceferin se ha echado en brazos de Andrea Agnelli, presidente de la Juventus, Karl-Heiz Rummenigge (Bayern), Al-Khelaifi (PSG) y de Florentino Pérez (Real Madrid). Algunas federaciones, como la francesa, amenazan con no conceder licencias para participar en la nueva competición, y otras se plantean denunciar el plan ante la Unión Europea por vulnerar las leyes de competencia del mercado. (El País)

La batalla por la nueva Champions se recrudece
Comentarios